CON MI AMIGO SOPLO

lunes, 20 de diciembre de 2010

lunes, 29 de noviembre de 2010

EL HAIKÚ EN OCCIDENTE ( ll )

haikú en Occidente (II)
















Paris, 1912


La restauración Meiji de 1868 no sólo supuso la apertura de Japón a las influencias occidentales; también constituyó un punto de partida en el interés de los propios países europeos por la cultura japonesa, pues el flujo de información hasta entonces había sido mínimo.
En lo que al haiku se refiere, Henderson lo explicó así: "La forma del haiku es singularmente japonesa, pero creo con la mayor firmeza que tiene características que trascienden las barreras del lenguaje y la nacionalidad, y que la hacen apta para ocupar un lugar especial entre las formas de poesía occidental".


Haiku en inglés:

Las primeras influencias las encontramos en el poeta inglés B. H. Chamberlain; pero debemos al grupo de los imaginistas, creado alrededor de 1910 por varios poetas ingleses y americanos, el primer intento serio de asimilar en occidente la filosofía del haiku. Este grupo, en su afán de romper con la poesía inglesa de entonces, orientó su búsqueda hacia una simplificación de la expresión. Anhelaban, en definitiva, una poesía más objetiva, sin grandes elaboraciones intelectuales.

El camino llevaba directamente a la poesía japonesa clásica y, en especial, al
propio haiku. Del grupo imaginista destacan los nombres de Ezra Pound, americano
y cofundador del grupo, y Amy Lovell, poetisa también americana que se unió algo más tarde. También pertenecieron nombres ilustres como D. H. Lawrence o el irlandés James Joyce. En todos ellos encontramos poesías próximas en la forma (y algo menos en la temática) al haiku clásico japonés, aunque nunca llegaron realmente a escribir haiku.


Desde el impulso de los imaginistas, incontables poetas han escrito haiku en lengua inglesa. En Inglaterra, muy tardíamente, lo han cultivado con acierto Fred Schofield, Colin Blundell o David Cobb (pertenecientes todos ellos a la British Haiku Society, fundada en 1990), si bien la adopción del género fue, a partir de 1950, especialmente entusiasta en Estados Unidos (también algo más
tarde en Canadá), con estudios teóricos de referencia obligada como los de Henderson y Blyth, en un proceso que culminaría en 1968 cuando un grupo de veinte literatos funda la Haiku Society of America (en 1977 se funda Haiku Canada). Desde entonces hasta hoy se han multiplicado en norteamérica las asociaciones, revistas y publicaciones electrónicas que versan exclusivamente
sobre el haiku. A lo largo del siglo XX han destacado, entre otros, norteamericanos como James Hackett, Jack Kerouac, Elisabeth Lamb, el propio Henderson o el japonés-americano Kenneth Yasuda (Shôson).

Ezra Pound 

Ernest Hemingway escribió de Pound: «Siempre daba la impresión de estar a punto de ir a otro sitio. Tiene el temperamento de un toro de lidia de don Eduardo Miura. Si alguien despliega un capote o le ofrece una muleta, embiste». Y añade Hemingway: «Pound es un hombre alto, de barba pelirroja, con un extraño corte de pelo y muy tímido… y no piensa que haya venido a este mundo a sufrir».

En esos años publica sus más importantes poemas, se casa, también traduce y, junto a otros poetas y artistas plásticos, crea movimientos de vanguardia como el Imaginismo o el Vorticismo.

Todos los poemas de esa época, más algunos inéditos y bastantes de sus peculiares, brillantes e influyentes versiones, paráfrasis y adaptaciones de los poetas provenzales, chinos, griegos y romanos, que convulsionaron la poesía anglosajona, quedan recogidos en Personae. Uno de ellos es el famosísimo, «En una estación del metro» -perteneciente al libro Lustra, 1913-1915-.


El poema dice:

«La aparición de esos rostros entre la multitud;
pétalos sobre una rama negra, húmeda»,

y ha quedado como una muestra especialmente conseguida en un idioma occidental de esa forma poética japonesa tan condensada y perfecta, el haiku.
Pound pone de manifiesto sus intentos -a veces, como ésta, tan logrados- de trasladar al inglés la concisión y calidad visual de una lengua ideográfica, como el japonés. Defiende, además y sobre todo, los placeres de los sentidos, por mucho que los placeres de la literatura no sean del mismo orden que los de los sentidos. Pero es que, para Pound, la literatura no es una cosa mental: la poesía se compone para ser leída en voz alta.

".. años atrás, tres en París, me levanté de un "metro" tren de La Concordia, y vi de pronto un rostro hermoso, y luego otro y otro, y luego la belleza de un niño frente a una mujer y luego otra mujer hermosa, y he intentado todo el día para encontrar palabras para lo que eso había significado para mí, y yo no podía encontrar palabras que me parecieran dignas, o hermosas como esa emoción repentina. ... Y esa noche, cuando me fui a casa a lo largo del Raynouard Bvd, todavía estaba pensando, y me encontré, de repente, con la expresión. No quiero decir que he encontrado las palabras, pero llegó una ecuación ..., no en el discurso, un poco en el color.
Fue precisamente eso - un "patrón", o casi un patrón, si por "patrón" se quiere decir algo con una "repetición" en si mismo.
No quiero decir que yo no estaba familiarizado con las historias de educación infantil sobre los colores que son como tonos en la música. Si intentas tomar notas de forma permanente se corresponden con determinados colores, es como la vinculación estrecha del significado de los símbolos.
Esa noche, en el Raynouard Bvd, me di cuenta muy claramente que si yo fuera un pintor, si tenía, a menudo, ese tipo de emoción, o incluso si tuviera la energía para las pinturas y los pinceles , podría encontrar una nueva escuela de pintura, una pintura que habla sólo por los acuerdos de color .."

. . .

Comentario de MAURICIO ROSENMANN TAUB


EN UNA ESTACIÓN DEL METRO

"La aparición de esos rostros en la muchedumbre;
pétalos de una negra, húmeda rama."

Pound dio cuenta de los aspectos que motivaron la escritura de este poema que le tomó casi dos años terminar y que tuvo por lo menos tres versiones, una siempre más breve que la anterior, y sobre el que reflexiona: Me atrevería a decir que carece de sentido a menos que uno haya sido arrastrado dentro de una cierta vena de pensamiento. En un poema de esta clase, uno trata de registrar el instante preciso cuando algo exterior y objetivo se transforma en sí mismo, o cuando expele de sí mismo algo interior y subjetivo.

. . .

Haiku en francés:

Desde muy temprano, los poetas franceses abordan la nueva forma poética con interés. Es curioso el hecho de que el vocablo haikai haya prevalecido en el gusto francés hasta hace muy poco por encima del más moderno haiku. Ya en 1905 encontramos una pequeña colección de haikai a cargo del poeta P. L. Couchoud. Son también reseñables las contribuciones de Julien Vocance desde la primera guerra mundial y, a lo largo del siglo, de escritores como Robert Davezies, Serge Brindeau o Jacques Ferlay. En la actualidad se escribe haiku prolíficamente en Francia, Quebec y, en general, toda la comunidad francófona.

Haiku en portugués:

En Portugal encontramos la figura de Camilo Pessanha, que introduce la forma a principios de siglo desde su fascinación por la cultura oriental. Sin embargo es en Brasil donde el haiku se cultiva con más interés, a partir de los pioneros Afrãnio Peixoto y Guilherme de Almeida. Este último propone una novedosa forma para el haiku en la que deben rimar las sílabas finales del primer verso y del tercero, así como la segunda y la última sílaba del segundo verso.

Haiku en español:

Llegados a este punto, nos remitiremos directamente a un país:
México, cuna de la mayor parte de los grandes autores de haiku en español durante el siglo pasado, y a un autor: José Juan Tablada, cuya grandeza como poeta encuentra en sus queridos "poemas sintéticos" -como él mismo los llamó- un personalísimo vehículo de expresión. Por lo demás, aunque los autores hispanohablantes se incorporan algo más tardíamente que sus homólogos ingleses o franceses al estudio y composición del haiku, a lo largo del siglo XX se
producirán en nuestra lengua aportaciones poéticas muy valiosas dentro del género.

Sobre José Juan Tablada trata íntegramente la entrada:
. El haikú en Occidente (I)
enlace
http://haigahaikai.blogspot.com/2010/11/el-haiku-en-occidente-i.html

Otros autores mexicanos: Tras Tablada aparecen algunos poetas muy significativos como Rafael Lozano -quizá el menos influído por aquél-, José Ruben Romero, Francisco Monterde, José María González de Mendoza -español nacido en Sevilla pero emigrado a México muy pronto-, José Frías o Elías Nandino. En estos autores, especialmente en el caso de Romero, advertimos la sustitución de los paisajes gratos y vivos del haiku japonés por la rudeza y el colorido intenso de
la propia tierra mexicana, amén de la introducción de temas completamente ajenos a la tradición japonesa como el cristianismo o la tauromaquia; con todo ello, podemos decir que el género cobra autenticidad mexicana.
Mención aparte merece la figura de Octavio Paz, gran teorizador hispánico del haiku y autor él mismo de algunas valiosas muestras. Paz ha sido pionero en la traducción de haiku clásicos a nuestro idioma y ha contribuído apreciablemente a divulgar el género en el ámbito iberoamericano.


Otras aportaciones desde el español: La influencia del haiku ha ido creciendo conforme avanzaba el siglo XX. En España deja su primer rastro en autores como Juan Ramón Jiménez o, muy especialmente, Antonio Machado -de los pioneros, posiblemente aquel que mejor indagó en la misma esencia que intentaron captar los autores japoneses-, y es asimilado por los grandes poetas del 27: Federico García Lorca, Rafael Alberti o Luis Cernuda, si bien algunos de ellos nunca llegaron a componer haiku propiamente dichos. Debemos al matrimonio formado por Juan José Domenchina y Ernestina de Champourcin otras valiosas muestras del género.

Cabe destacar, en Argentina, las primeras aproximaciones de Álvaro Yunque y Jorge Luis Borges y, más tardíamente, de muchos otros poetas como Carlos Spinedi, María Santamarina, Eduardo González Lanuza o Pilar Alberdi, así como las obras de otros escritores latinoamericanos como el ecuatoriano Jorge Carrera Andrade o el uruguayo Mario Benedetti.
Terminaremos mencionando a estudiosos como la puertorriqueña Gloria Ceide-Echevarría, los españoles Fernando Rodríguez-Izquierdo y Antonio Cabezas o los argentinos Samuel Wolpin y Osvaldo Svanascini, los cuales, además del ya mencionado Octavio Paz, a veces con estudios teóricos, a veces con traducciones literarias originales del japonés, han llenado un largo vacío en nuestra lengua y nos han acercado en los últimos tiempos no sólo al género poético que nos ocupa sino a la literatura japonesa en su conjunto, a su fascinante historia y, sobre todo, a la extraordinaria sensibilidad de sus autores.

Material de consulta:

Luis Corrales Vasco, 2001
La radicalidad poética de Ezra Pound,2007
Sol Negro, sitio oficial de MAURICIO ROSENMANN TAUB

Gracias Myriam ! por la traducción de las palabras de Ezra Pound

.
http://haigahaikai.blogspot.com/

miércoles, 24 de noviembre de 2010

HUBO UNA TARDE....


 
Hubo una tarde…


Hubo una tarde, una luna y una calle donde los besos se inventaban mojados en un delicioso sabor a esperanza.

 

Y en sueños que nunca despertaban, hubo miradas, palabras y estrellas reflejadas en el intenso color de tus ojos.


En  el corazón queda... el vacío de no tenerte y en la boca un intensisimo sabor a nada




lunes, 1 de noviembre de 2010

el haikú en occidente (I)



Al lago, al silencio, a la sombra
Todo candor el cisne
Con el cuello interroga ...
J.J. Tablada

El haikú se difunde en la literatura occidental desde principios del siglo XX; primero en Francia, donde Paul L. Chochoud publica en 1905 un libro de poemas y en 1906 un ensayo titulado Los epigramas líricos de Japón; en Inglaterra entre 1908 y 1912 se reunieron varios poetas interesados en el haikú, entre ellos Hilda Doolittle y Ezra Pound, quien llegó a decir que "es mejor presentar una sola imagen en toda la vida que producir obras voluminosas".
En España y América el haikú no resultó una forma extraña, sobretodo por su proximidad con el epigrama, la adivinanza y la seguidilla, que alterna versos de siete y cinco sílabas.
El primer poeta que escribe haikú es el mexicano José Juan Tablada quien visitó Japón en 1900.

En 1919 Tablada publica el libro de haikú Un día…, en 1920 aparece el libro de poesía ideogramática Li-Po y otros poemas y El jarro de flores en 1922. Con estos libros Tablada introduce el haikú en nuestra lengua y rescata la imagen - como lo ha señalado Paz - de las retóricas argumentales al uso, como las del modernismo. En ese sentido, el mexicano se adelanta o participa paralelamente en las innovaciones de la vanguardia y su concomitante sustantivación de la imagen poética. Participa de la estética del fragmento, de lo discontinuo, de lo calidoscópico y prismático. En Un día…, cada haikú va acompañado por un dibujo de su propia mano, articulando poesía e imagen visual - inspirado en las pinturas japonesas - dentro de un mismo plano expresivo.

Veamos algunos ejemplos:

Tierno saúz
casi oro, casi ámbar,
casi luz…

El "casi", que Tablada repite tres veces, sustantiva la ternura, la condición de temprano desarrollo, de estar aún en proceso de algo: haciéndose. Casi nada se dice del árbol, sin embargo, son suficientes esos tres atributos - oro, ámbar, luz - para construir su presencia, una presencia que se impone por sutileza y por transparencia. Hay una sensación de ingravidez en el poema que recuerda ciertas pinturas sumi-e donde lo único que pesa es el vacío, la bruma que todo lo envuelve.

Sin embargo, Tablada no respeta la métrica original de 17 sílabas en casi ninguno de sus haikús, no lo cree necesario, ya que se trata de una recreación del espíritu y no de las formas específicas de la métrica japonesa. De hecho, agrega un elemento también ausente en el haikú japonés: el título:

LA PAJARERA

Distintos cantos a la vez;
la pajarera musical
es una torre de Babel.

Como señala Atsuko Tanabe, se trata de un haikú con temática bíblica que sólo un occidental podría escribir. Además, habrá que agregar que las reiteraciones de palabras - "pajarera" aparece dos veces - como también sucede en el poema del saúz, no están bien vistas en la estética hipercondensada del haikú - y, en general, de todo el arte japonés. Tablada, en ese sentido, sigue siendo un poeta muy "español", a veces demasiado explicativo, como también se ejemplifica con este poema:

PAVO REAL
Pavo real, largo fulgor,
por el gallinero demócrata
pasas como procesión…

El contrapunto humorístico funciona: realeza y democracia encarnan respectivamente en el pavo y en las gallinas. Recordemos que este sesgo humorístico era característico del haikai anterior a Bashoo, pero Tablada le da un giro moderno e indudablemente occidental al género.

MARIPOSA NOCTURNA
Mariposa nocturna
a la niña que lee "María"
tu vuelo pone taciturna…

Aquí se evidencia el elemento temático occidental, concretamente hispanoamericano, al introducir la novela María de Jorge Isaacs como recurso narrativo y, sobre todo, al recurrir a la rima entre el primer y el tercer verso, recurso que en la poesía japonesa se desconoce. Sin embargo, no podemos perder de vista la eficacia del poema en términos de síntesis y de atmósfera: la noche, la niña sola leyendo y la inquietante presencia de la mariposa que, en su cíclico vuelo sobre la luz - que no aparece pero que se intuye entre líneas -, logra despertar un sentimiento de tristeza en la protagonista.
No hay nada más que agregar; como en un clásico haikú importa más lo que no se dice y aquello que la atmósfera logra transmitirnos más allá del lenguaje.

El elemento lúdico, humorístico y de gran frescura poética que caracteriza estos haikús de Tablada, reaparece en el célebre poema Un Mono:

El pequeño mono me mira…
¡Quisiera decirme
algo que se le olvida!

"¿No es cierto que sentimos un escalofrío? - comenta Octavio Paz ante este haikú -. Pues en esos tres versos Tablada ha insinuado la posibilidad de que sea el mono quien se reconoce en nosotros y él - y no el hombre - quien recuerda su pasado." Sin embargo - más allá del escalofrío paciano y de las cargas de insinuación que le atribuye a Tablada -, lo que sentimos - y aquello que nos transmite el poeta- es la frescura ingenua de un encuentro de miradas entre el animal y el hombre, y la juguetona humanización del simio realizada por el poeta al fantasear en ese hipotético olvido. No hay metafísica en Tablada, hay una articulada conjunción de estampas inconexas y también una conciente relación musical con los vocablos. "Un mono" es tal vez el poema más recordable de este autor, no por su escalofriante profundidad y su interrogación sobre la condición humana - como así quiere verlo Paz -, sino por su música y su eficacia sintética que remeda o se homologa con los refranes infantiles.

Esa frescura infantil - esa visual frescura infantil - la encontramos también en el haikú titulado "Sandía":

¡Del verano, roja y fría
carcajada,
rebanada
de sandía!

Varios aspectos separan esta composición del haikú tradicional. En principio, la estructura cuaternaria de la versificación, la cual se justifica por el uso de la rima - como ya señalamos, no utilizada en la poesía japonesa, rica, sin embargo, en aliteraciones y homofonías -, y lo más importante, el desconocimiento de una de las principales reglas del haikú: el ki.

Atsuko Tanabe nos explica la importancia del término:
el ki es una de las reglas que rigen la versificación del haikú o haikai; se llama también kigo (palabra de las estaciones). Son aquellos vocablos correspondientes a cada una de las cuatro estaciones del año, que utilizadas en haikais, automáticamente sirven para insinuar a qué estación se refiere. A veces son nombres de flores, de plantas, de frutas que se cosechan en tal o cual estación, y otras veces, son nombres de insectos, de animales o peces. También los fenómenos de la naturaleza o días festivos relacionados con ceremonias religiosas pueden ser el kigo que explícitamente señala la estación.
Cuando comenta el haikú anteriormente citado, Tanabe señala con acierto esta salida de la norma:
Desgraciadamente, en este haikai, tan ingenioso y tan cercano al auténtico haikai japonés, comete una repetición semántica, un tabú de la técnica. La sandía es el ki del verano, por lo tanto se evitaría el uso de ´verano´. En Japón, al decir ´sandía´, cualquier persona, aunque no sea de alto nivel cultural, inmediatamente pensará en ´rojo´. Además es una costumbre enfriar la sandía metiéndola en una bolsa, y colgándola en el pozo. Alguien que ha experimentado el verano del Japón y que escucha la palabra ´sandía´, instintivamente se le ocurrirán las tres palabras: ´verano´, ´rojo´ y ´fría’.

Esto no demerita el poema de Tablada que, como dijimos, aprehende más el espíritu que la ortodoxia de la forma haikú, sin desestimar las particularidades de nuestra lengua y la inherente musicalidad de la misma.

Fuentes:
José Juan Tablada: un japonista esencial
por Víctor Sosa
en Jornal de Poesía

Bosque de Bambú- Camino del Haikú
El haikú en occidente

lunes, 25 de octubre de 2010

RENGAY

[Estas notas se reproducen con el permiso del autor ]

"Así que vamos a empezar desde el principio.
Rengay se introdujo en la primera sesión de renku (*)de América, en agosto de 1992 en Foster City, California.
El día anterior al evento le mostré a mi amigo Michael Welch la línea de lo que parecía la forma. Él estaba ansioso de probar uno. Yo había estado explorando alternativas de renku.
Yo sabía que quería una forma que fuera capaz de permanecer en el momento como un haikú y con la perspectiva de dos ( o tres) escritores sobre el mismo tema.

El rengay como el haiku confía en la escritura sugerente. Echemos un vistazo a la estructura:

Dos (o tres) escritores participan en la producción de un poema de seis estrofas vinculadas.
El primer escritor comienza con una de tres versos.
Supongo que esto también podría ser llamado el hokku. Entonces éste es seguido por el segundo escritor con una estrofa de dos versos.
Una vez más el primer escritor contribuye con una tercera estrofa de tres versos.
Luego, el segundo escritor escribe una estrofa de tres líneas, seguido por el primer escritor con una estrofa de dos versos.
Nuevamente el segundo escritor hará una estrofa final, de tres versos.

Así, entonces para dos escritores la progresión es la siguiente:


A-3, B-2, A-3, B-3, A-2, B-3

A y B son los esritores
y los números indican la cantidad de versos que escribe cada uno.

Es muy importante tener en cuenta que cada estrofa es en realidad un haikú, de tres versos - tradicional - o de dos, de siete sílabas en este caso, como en un tanka.
Estos dos versos son el "pegamento" que mantiene la unidad del rengay.


El rengay permite explorar un tema o un evento. Son muy eficaces para celebrar una ocasión especial como una boda (**)

Formas de abordar el tema o el tema central de un rengay:

Cada pareja puede sugerir un tema de su interés, como escribir acerca de un cierto tipo de ave o de un color como el azul o cosas que son de color azul. O se puede tomar un paseo o caminata y escribir sobre alguna experiencia para compartir, o simplemente ofrecer a la otra parte versos hasta que uno es aceptable por las dos.


El título puede ser casi el remate para poner el poema de nuevo en su
comienzo. No es hasta que se haya leído todo el poema que pueda entenderse el tema principal desde dos ángulos diferentes y darse un título.

Saludos cordiales, Garry Gay "



(*) Renku ( 連句 , "linked verses" ) forma japonesa de poesía en colaboración entre varios autores.
(**) costumbre muy arraigada en U.S.A.

jueves, 21 de octubre de 2010

REGLAS DEL HAYKU.

 








Por: Jane Reichhold,
1. Diecisiete sílabas en una línea.
2. Diecisiete sílabas escritas en tres líneas.
3. Diecisiete sílabas escritas en tres líneas divididas en 5-7-5.
4. Diecisiete sílabas escritas en una línea vertical (texto hacia la izquierda o centrado).
5. Menos de 17 sílabas escritas en tres líneas como corta-larga-corta.
6. Menos de 17 sílabas escritas en tres líneas verticales como corta-larga-corta
7. Escriba lo que puede decirse en una respiración.
8. Use una palabra de estación (kigo) o una referencia estacional.
9. Use una cesura al final de la primera o de la segunda línea, pero no de las dos.
10. Nunca haga que las tres línea sean una oración completa o continua.
11. Haga dos imágenes que sólo sean comparativas cuando iluminadas por una tercera imagen.
Ejemplo: espíritu en retroceso limpiando primero la estufa negra y lavando mis manos
12. Haga dos imágenes que sólo sean asociativas cuando iluminadas por una tercera imagen.
Ejemplo: Halo blanco de fuego al momento del eclipse veo tu rostro
13. Haga dos imágenes que sólo estén en contraste cuando iluminadas por una tercera imagen.
Ejemplo: dos cosas listas pero sin tocar el espacio entre ambas fuego
14. Siempre escrito en tiempo presente de “aquí” y “ahora”.
15. Uso limitado (o ningún uso) de pronombres personales.
16. Use pronombres personales escritos en minúsculas.
17. Eliminando los usos posibles de gerundios.
18. Estudie y controle los artículos.Usa demasiados el/la? Muy pocos? Todos los mismos en un poema o variados?
19. Use sintaxis común en ambas frases.
20. Use fragmentos de oraciones.
21. Estudie el orden en que se presentas las imágenes. Primero, la vista gran angular, distancia media y primer plano.
22. Guarde el remate para la línea final.
23. Trabaje para encontrar las más fascinantes y cautivantes al ojo en las primeras líneas.
24. Sólo escriba acerca de cosas comunes en un modo común usando lenguaje común.
25. Estudie Zen y deje que su haiku exprese la forma sin palabras de lograr imágenes.
26. Estudie cualquier religión o filosofía y deje que esto haga eco en el fondo de su haiku.
27. Use sólo imágenes concretas. 28. Invente expresiones líricas para la imagen. 29. Intente tener niveles de significado en el haiku.
En la superficie es una serie de imágenes simples; por debajo, una lección de filosofía o de vida.
30. Use imágenes que evoquen seclusión simple y rústica o pobreza asumida. (Sabi)
31. Use imágenes que evoquen separación clásica elegante. (Shubumi)
32. Use imágenes que evoquen imágenes románticas nostálgicas. Belleza austera. (Wabi)
33. Use imágenes que evoquen una soledad misteriosa. (Yugen) 34. Use paradojas.
35. Use juegos de palabras.
36. Escriba de lo imposible de una forma común.
37. Use imágenes elevadas e inspiradoras. (Sin guerra, sexo descarado o crímenes)
38. Diciendo las cosas como son en el mundo real que nos rodea.
39. Use sólo imágenes de la naturaleza. (Sin mención de la humanidad.)
40. Mezclando los humanos y la naturaleza en un haiku relacionando un sentimiento humano con un aspecto de la naturaleza.
41. Designación de humanos como sin naturaleza y dándoles a todos estos haiku sin naturaleza, sino con otro nombre.
42. Evite toda la referencia acerca de usted mismo en el haiku.
43. Refiérase a usted mismo oblicuamente como el poeta, este hombre viejo o con un pronombre personal.
44. No use puntuación para la ambigüedad.
45. Use toda la puntuación normal de una oración
: = punto aparte ; = punto seguido o pausa ... = algo que no se dijo , = una pequeña pausa — = decir la misma cosa en otras palabras . = punto aparte
46. Escriba con mayúsculas la primer letra de cada línea.
47. Escriba con mayúsculas la primer palabra solamente.
48. Escriba con mayúsculas los nombres propios de acuerdo a las reglas del castellano.
49. Todas las palabras en minúsculas.
50. Todas las palabras en mayúsculas.
51. Evite las rimas.
52. Rime las últimas palabras de la primer y tercer líneas.
53. Use rimas en otros lugares dentro del haiku.
54. Use aliteraciones. Ejemplo de Calvin en Calvin & Hobbes: “twitching tufted tail / a toasty, tawny tummy: / a tired tiger” (cola nerviosa y peluda / panza tostada y tawny: / un tigre cansado)
55. Use el sonido de las palabras para que resuene el sentimiento.
56. Siempre termine el haiku con un sustantivo.
57. Escriba el haiku sólo desde un momento “ah-ha”.
58. Use cualquier inspiración como punto de partida para desarrollar y escribir haiku.
(Estos se conocen como haiku de escritorio.)
59. Evite demasiados (o todos los) verbos.
60. Recorte las preposiciones (en - a - entre) siempre que sea posible; especialmente en la frase corta 1/3.
61. Elimine los adverbios.
62. No use más de un modificador por sustantivo. Este uso debe limitarse al sentido absoluto del haiku.
63. Comparta su haiku agregando uno al final de sus cartas.
64. Trate su haiku como poesía; no es un verso de tarjetade salutación.
65. Escriba cada haiku que le surja. Aún los malos. Pueden inspirar al siguente que seguramente será mejor.

martes, 19 de octubre de 2010

VENUS

ANTECEDENTES Y MITOLOGIA

Cuenta una leyenda griega que Cronos (a quien los romanos llamaron Saturno) envidió el trono de su padre Urano. Lo atacó y con una gran cuchilla mutiló sus genitales. Cuando éstos cayeron sobre las aguas del mar, nació Venus. Mitológicamente, Venus era la diosa del Amor y la Belleza. En los frescos de Pompeya Venus aparece acompañada de Cupido. La diosa Venus está representada por un espejo de mano (símbolo de vanidad) y el mismo símbolo es utilizado para representar al género femenino y al metal cobre. ¿Por qué el cobre? Porque los espejos antiguos eran metálicos, frecuentemente de cobre bruñido.


Para los aztecas, Venus representaba a Quetzalcóatl, la serpiente emplumada. Los aztecas llamaban a las Pléyades Tianquiztli; y cuando Venus se alineaba con ellas, los aztecas celebraban rituales. Esto sucede con frecuencia, pues las Pléyades están en la eclíptica: que es el paso aparente del Sol, la Luna y los planetas, por las bóvedas celestes.

Para los mayas, Venus era Kukulcan: patrón de la guerra. Sus chimeneas estaban construidas para que la luz de Venus (Kukulcan) no pudiera entrar por ellas y hacerles “daño”.

Galileo observó las fases de Venus –parecidas a las de la Luna- y llegó a la conclusión de que era porque el planeta orbitaba al Sol. Los bocetos del planeta realizados por Galileo Galilei revelan que Venus cambia de fase y de tamaño, dependiendo de su posición alrededor del Sol y con respecto a la Tierra. Galileo sospechó que el aspecto variable de Venus se debía a su movimiento orbital alrededor del Sol ¿Sería posible que las fases de Venus pudieran explicarse como un movimiento giratorio entre el Sol y la Tierra? No: para que Venus se pudiera ver en fase “llena” sería necesario que el planeta pasara por detrás del Sol. Además, el cambio de tamaño aparente en Venus es de muy amplia magnitud. Cuando está cerca de la Tierra, el diámetro de Venus es casi 7 veces mayor.

En la actualidad, cualquier persona puede constatar –aún con el telescopio más pequeño- que Venus exhibe fases semejantes a las de la Luna.

Fuente: www.astronomos.org

La astrología cree que la posición de los planetas en el momento del nacimiento constituye un lenguaje simbólico que ofrece información sobre la personalidad, carácter, actitud y problemática vital del individuo, según el signo, casa y aspectos entre ellos. Los planetas son, sin duda, la base más importante del estudio astrológico; más que las casas y los signos. El significado de los planetas En la antiguedad y en la Edad Media se clasificaban los planetas como benéficos y maléficos. La astrología moderna tiende cada vez más a creer que cada planeta, como cada signo, simboliza una energía pura, ambigua, que se puede desarrollar de forma positiva o negativa, contructiva o destructiva

VENUS: qué idea tiene del amor, cuál es el tipo de pareja que más le atrae, cómo se desarrollan sus relaciones sentimentales o noviazgos, cómo se divierte, así como sus gustos en cuanto a moda, imagen personal, belleza y arte. PALABRA-CLAVE: AMOR.

En nuestra Carta natal, Venus está relacionado con el sentido del gusto y lo femenino. Es el encargado de llevar a cabo las funciones de saborear, disfrutar, gozar, equilibrar, complacer, elegir, embellecer, agradar, escuchar, etc.
Por tanto, las personas con dotes para las relaciones sociales y artistas tienen un Venus bien situado en su Carta. En cambio, las personas que no tienen sentido de la estética o belleza suelen tener algún problema con su Venus.
A Venus le gusta tener amigos, sentirse protegido y que todo esté perfecto
Un Venus dominador en una Carta natal hace que esa persona busque el placer, la armonía y la unión. Con connotaciones de Tauro, Venus jugará a ser sensual para atraer al sexo opuesto y disfrutar físicamente. El Venus de Libra sentirá el placer a través del diálogo y de la conexión afín mental.
Estas personas saben lo que es bueno. Por tanto, escogen lo más adecuado en cada momento. Tienen la cualidad de elegir y seleccionar lo conveniente para su bienestar.
El afecto y el amor son características de Venus. En ellas se ve cómo la unión con el otro es una de sus motivaciones principales.
Venus necesita de la satisfacción emocional. En todo lo que nos produce gozo interior interviene nuestro Venus. En él reside eso que llamamos felicidad y sentirnos felices.
Es una de las deidades más antiguas y que fue adorada por todos aquellos pueblos de la Antigüedad. Entre los babilonios se llamaba Ishtar. Venus es la diosa de triunfante belleza y encarnación del amor, llamada Afrodita por los griegos e hija de Júpiter y de Dionea.Hay dos versiones referentes al nacimiento de Venus, que se interpretan como dos diferentes formas de que nazca el amor.

Una de las dos historias cuenta que, en una mañana de primavera, una enorme concha marina se mecía dulcemente en las aguas del Mediterráneo. Chocó con las costas de Citerea (una isla), se abrió y de dentro surgió VENUS provista de todos los encantos. De allí fue llevada al Olimpo en un carro excepcional, en donde las Risas, las Gracias y los Juegos formaron su cortejo.

De cualquier forma, la diosa del amor con su mágico cinturón hizo estragos entre los dioses del Olimpo cuando estos la conocieron, hasta tal punto que todos querían hacerla su esposa. Júpiter decretó que VENUS se casara con Vulcano, el herrero, que acababa de inventar el rayo con el que el señor del Olimpo pudo vencer a los gigantes.

De aquí obtenemos la moraleja de que, a pesar de tener todos los encantos físicos, no siempre la venusina consigue lo que quiere.

Pero VENUS, diosa frívola y sensual, enfadada por tener de marido a un cojo sucio y bruto, no se caracterizó precisamente por su fidelidad. Ella fue alegrada por muchos dioses que la hicieron olvidar sus penas: Marte, Mercurio, Poseidón, etc.

Cupido o el Amor, hijo de VENUS, es bien conocido por su maligno arte de lanzar los dardos de la pasión a los hombres.

Uno de los más famosos episodios en los que intervino VENUS fue el del “juicio de Paris” o “la manzana de la discordia”.

Esto aconteció cuando las más grandes diosas del Olimpo (Juno y Atenea), celosas de Afrodita, quisieron quitarle el premio de la más hermosa en unas bodas a las que asistían todas ellas.

Ante todos los dioses que se encontraban en la fiesta, Eride, enfadada por no haber sido invitada, tiró al centro de la sala una manzana de oro con esta frase inscrita: “para la más hermosa”. Como las tres diosas decían que la manzana era suya, Zeus ordenó que fuera un mortal, Paris, quien decidiera.

Una tras otra, las tres diosas trataron de chantajearle: Juno le prometió el gobierno de toda Asia, Atenea le aseguró la victoria en todos los combates y, Afrodita, se limitó a soltar los broches de su cinturón y mostrar la divina belleza de su cuerpo, a la vez que prometía a Paris el amor de la más bella mortal, Helena. Paris adjudicó la manzana a Afrodita.

A la popular diosa del amor se le representa a veces sentada en un carro tirado por palomos, cisnes o pájaros con una corona de rosas y mirto circundando sus cabellos.

Ella tiene un temperamento vivaz, necesita el aire, el movimiento y el ejercicio. Sus poderes son variados: favorece el amor de los esposos, la fecundidad, las uniones ilegítimas, los placeres y, a veces, los excesos y los vicios.

Planeta sensible
Venus está dentro de los planetas sensibles. No quiere guerras, quiere encuentro.
Tiene afinidad con los signos femeninos: espera en vez de actuar y desarrolla estrategias de atracción. No quiere esforzarse y prefiere que se muevan los demás por ellos.
En el baile de Marte y Venus puedes leer las funciones de este planeta.

Signos que rige Venus
Tanto Tauro como Libra tienen como regente a Venus; Tauro tiene a Venus en su versión más sensual, de disfrute y posesiva, y Libra en su versión más equilibrada y de relaciones sociales.
Por tanto, Venus tiene matices de Signo fijo (Tauro) y de Signo Cardinal (Libra). En Tauro Venus deja hacer y no quiere moverse; tiende a acomodarse en exceso y es excesivamente pasivo. En Libra Venus se vuelve más activo y busca el encuentro con el otro.

Expresiones positivas y negativas
Como indicativo simplemente, señalemos por último expresiones diferentes de un Venus en la Carta astral.
Gusto, disfrute, buscador de la paz, equilibrador, arte, sensualidad, ambiente armónico y distendido, adaptable
Pasividad, egoísmo, huye y evita de toda posible confrontación, dejadez, hedonista, falta de estética

Otras relaciones
Venus se asocia con la función Sentir de Jung.
El aspecto afín es el sextil (60º)
El elemento que le hace “estar como en casa” es el agua
En Astrología médica, Venus tiene que ver con el páncreas y la digestión de alimentos

BLOG DE DONDE LO TOME...
http://carrodetriunfo.blogspot.com/

sábado, 18 de septiembre de 2010

UNA EXPLICACION A LA TONTUNA LINGUISTICA.




Me he permitido copiar y traer aqui este articulo de una profesora que expone sus conocimientos de la Gramatica de la lengua española sin pararse en lo que ahora se denomina "politicamente correcto"


*CONTRA LA TONTUNA LINGÜÍSTICA , UN POCO DE GRAMÁTICA BIEN EXPLICADA*

Yo no soy víctima de la LOGSE. Tengo 50 años y he tenido la suerte de
estudiar bajo unos planes educativos buenos, que primaban el esfuerzo y
la formación de los alumnos por encima de las estadísticas de aprobados
y de la propaganda política. En párvulos (así se llamaba entonces lo que
hoy es "educación infantil", mire usted) empecé a estudiar con una
cartilla que todavía recuerdo perfectamente: la A de "araña", la E de
"elefante", la I de "iglesia" la O de "ojo" y la U de "uña". Luego,
cuando eras un poco más mayor, llegaba "El Parvulito", un librito con
poco más de 100 páginas y un montón de lecturas, no como ahora, que
pagas por tres tomos llenos de dibujos que apenas traen texto. Eso sí,
en el Parvulito, no había que colorear ninguna página, que para eso
teníamos cuadernos.

En Primaria estudiábamos Lengua Española, Matemáticas (las llamábamos
"tracas" o "matracas") Ciencias Naturales, Ciencias Sociales, Plástica
(dibujo y trabajos manuales), Religión y Educación Física. En 6º de
Primaria, si en un examen tenías una falta de ortografía del tipo de "b
en vez de v" o cinco faltas de acentos, te suspendían.

En Bachiller, estudié Historia de España, Latín, Literatura y Filosofía .
Leí El Quijote y el Lazarillo de Tormes; leí las "Coplas a la Muerte de
su Padre" de Jorge Manrique, a Garcilaso, a Góngora, a Lope de Vega o a
Espronceda...

Pero, sobre todo, aprendí a hablar y a escribir con corrección. Aprendí
a amar nuestra lengua, nuestra historia y nuestra cultura.
Y... vamos con la Gramática.

En castellano existen los participios activos como derivado de los
tiempos verbales. El participio activo del verbo atacar es "atacante";
el de salir es "saliente"; el de cantar es "cantante" y el de existir,
"existente". ¿Cuál es el del verbo ser? Es "ente", que significa "el que
tiene entidad", en definitiva "el que es". Por ello, cuando queremos
nombrar a la persona que denota capacidad de ejercer la acción que
expresa el verbo, se añade a este la terminación "-nte".

Así, al que preside, se le llama "presidente" y *nunca "presidenta"*,
independientemente del género (masculino o femenino) del que realiza la
acción.

De manera análoga, se dice "capilla ardiente", no "ardienta"; se dice
"estudiante", no "estudianta"; se dice "independiente" y no
"independienta"; "paciente", no “pacienta"; "dirigente", no dirigenta";
"residente", no "residenta”.

Y ahora, la pregunta: nuestros políticos y muchos periodistas (hombres y
mujeres, que los hombres que ejercen el periodismo no son
"periodistos"), ¿hacen mal uso de la lengua por motivos ideológicos o
por ignorancia de la Gramática de la Lengua Española ? Creo que por las
dos razones. Es más, creo que la ignorancia les lleva a aplicar patrones
ideológicos y la misma aplicación automática de esos patrones
ideológicos los hace más ignorantes (a ellos y a sus seguidores).

No me gustan las cadenas de correos electrónicos (suelo eliminarlas)
pero, por una vez, os propongo que paséis el mensaje a vuestros amigos y
conocidos, en la esperanza de que llegue finalmente a esos ignorantes
semovientes (no "ignorantas semovientas", aunque ocupen carteras
ministeriales).

Lamento haber aguado la fiesta a un grupo de hombres que se habían
asociado en defensa del género y que habían firmado un manifiesto.
Algunos de los firmantes eran: el dentisto, el poeto, el sindicalisto,
el pediatro, el pianisto, el golfisto, el arreglisto, el funambulisto,
el proyectisto, el turisto, el contratisto, el paisajisto, el taxisto,
el artisto, el periodisto, el taxidermisto, el telefonisto, el
masajisto, el gasisto, el trompetisto, el violinisto, el maquinisto,
el electricisto, el oculisto, el policío del esquino y, sobre todo, ¡el
machisto!

SI ESTE ASUNTO NO TE *"DA IGUAL"*, PÁSALO POR AHÍ, A VER SI LE TERMINA
LLEGANDO A LA MINISTRA DE *"IGUAL-DA"*.

miércoles, 18 de agosto de 2010

HAIKUS DE LUNA



Haikus de luna


UNO

Noche de luna.
 
con reflejo en el mar.
 
Bailar y amar




 DOS


Por  ser  mi  luna.

infinito  +  uno.

Gracias  AME.


Para una luna muy especial.
Para mi luna de pies frios. 


jueves, 29 de julio de 2010

ATARDECE EN MI VIDA.


Atardece en mi vida.



Tu mirada, tu sonrisa
y el aroma de tu piel...
aún me queman 
en la palma de la manos.
Miro al cielo y me llora el alma 
porque.....ya no brilla el sol.

Entre mi manos guardo...
El temblor de un sueño roto 
y un puñado de caricias desechadas
que se apiñan entre los dedos apretados.

Atardece en mi vida.
Quizá desde tus ojos abiertos a la vida...
sientas un gramo de nostalgia
si un día mirando al cielo...
te llega  un amago de tristeza
cuando tus ojos vean que ya no brilla el sol.

domingo, 6 de junio de 2010

TENGO UN NUEVO BLOG

SI CLICLAS EN EL ENLACE..TE LLEVARA HASTA EL
 
http://escribiresmiplacer.blogspot.com

lunes, 19 de abril de 2010

MAÑANA....


                                   MAÑANA...                                   


Mujer, no es bueno que acumules en tu alma tanto dolor...
La tristeza hizo que tus ojos se nublasen y tu voz se entrecortara
mientra me lo contabas.
Se rompía mi alma porque sabia que el dolor en tu voz era parte 
del tormento de tu corazón cuando se hace trizas una ilusión.

Se que alguien exprimió un zumo de fruta muy ácida a la puerta de tu alma
y crees que en ese tu insoportable dolor...concluyen los caminos
del amor hacia tu corazón.
¡Te equivocas! Tendra para tu corazón un mañana que será cuna de primaveras.

"Acaso en esta primavera no florescan los rosales pero...
floreceran en otra mañana de primavera"
Un mañana azul y blanco con magia y con milagros.
Un mañana que será hermoso, grande y reluciente.
Será el amor, el amor dulce y claro.
las palabras que siempre esperaste y las caricias soñadas
junto a la entrega de su alma en tus manos.

Será el amor de las sonrisas, será el abrazo, el refugio seguro de su pecho
Y el te verá como su reina.
Mañana será  ese mar inmenso y libre. Un mar azul y eterno.
Un mar en el que se reflejará un cielo tan limpio y azul 
como ese mar mediterráneo tuyo y mío.
Será el nacer de algo nuevo, limpio de recuerdos,
limpio del pasado y con tu alma encantada en la alegria.

Mañana será lo real, la luz, la libertad, la vida....EL AMOR.







viernes, 16 de abril de 2010

VIVIR SUS SUEÑOS.....



Vivir sus sueños....





A pesar de lo imposible del camino...
Siempre la amará.
Aunque no puedan caminar juntos...
Aunque uno siempre tenga que ir tras el otro...
El...¡¡¡la ama!!!

El amor en sus vidas es un maldito rompecabezas 
donde las piezas parecen no encajar nunca
y sin embargo cuando se miran...
sus ojos brillan, con brillos que deslumbran sus almas.

Él ansía que el camino de la vida se ensanche,
y en ese duro caminar... poder ofrecerle...
amor sin medida... alegria a bocanadas...
y...sonrisas con  besos que nunca acaben
magia real que les permita....
¡¡¡vivir sus sueños!!!









miércoles, 7 de abril de 2010

TU AUSENCIA....

TU AUSENCIA...

Parpadea el sol....
Asciende el vértigo y el eco se congela.
Miro el cielo sin nubes y sin arrugas.
Cientos de sueños se mecen en mi memoria.
 Alguien tararea una canción en la esquina de la calle
y en la casa de enfrente...se enciende una luz en la ventana.
La noche se bebe los rayos del sol.

Contra mi sien...latidos que duelen.
Ese dolor agita con violencia las entrañas
de este hombre que aborrece tu ausencia.
En el reloj de la madrugada dan...las cinco


El la palma de mi mano...las  huellas de los dientes de la vida
y el trazo negro de sus dolorosas quemaduras.
Tu ausencia es el fuego que alimenta
los recuerdos de mi  memoria

En la acera de enfrente...alguien cierra de repente la  ventana
y se apaga el eco de la canción y del reloj
que rompieron el silencio de la madrugada..